Las mujeres activistas de Fundación Iguales, entre ellas las integrantes del staff y del directorio de la organización, fueron parte de la emblemática marcha convocada por la Coordinadora Feminista 8M, en conjunto con distintas organizaciones y grupos sociales, para conmemorar el Día Internacional de la Mujer en la Región Metropolitana.

La marcha, cuya concentración en la Plaza Baquedano inició a las 18:30 horas, logró reunir a más de 400.000 personas, de acuerdo a cifras de la Coordinadora Feminista 8M, que en conjunto elevaron carteles con distintos reclamos y exigencias por un país con mayor equidad de género. Del equipo de Iguales asistieron más de 30 personas, haciendo visible un lienzo en el que se leía la frase “Sin lesbianas, bi y trans no hay orgullo ¡movilízate!”, para promover la inclusión de las mujeres de la diversidad sexual y de género en las propuestas de nuevas políticas públicas.

De acuerdo a la directora de Educación de la Fundación Iguales, Isabel Amor, “fue tremendamente emocionante marchar este año. La fundación está cada vez más comprometida con las mujeres y se notó. Tenemos un discurso potente respecto a mujeres lesbianas, bisexuales y trans que le hemos hecho llegar al gobierno. Nos parece fundamental que al impuso que entregan las 200 mil mujeres que marcharon el viernes pasado, el gobierno responda con las políticas públicas pertinentes, sin dejar nunca fuera a las mujeres de la diversidad sexual y de género”.

En la opinión pública esta marcha fue valorada como la más grande en la historia de Chile desde el fin de la dictadura.

Valparaíso también fue parte del llamado

L@s activistas de Iguales Valparaíso estuvieron presentes dos marchas en la comuna de Valparaíso, la primera ocurrió a las 11 horas y la segunda a las 18 horas, además se hicieron parte de una tercera marcha en la comuna de Quillota, a las 18 horas del 8 de marzo.

El grupo de activistas señaló que las movilizaciones feministas son un eje importante para ell@s, al permitirles reflexionar sobre los cambios sociales que son necesarios en la región para construir una sociedad más igualitaria y segura para tod@s, en especial ante la ola de violencia que han experimentado mujeres y personas  Lesbianas, Gays, Bisexuales, Trans e Intersex (LGBTI) en el 2019.