Durante los últimos días se han dado a conocer casos brutales de apremios ilegítimos, fuerza desmedida y violencia sexual por parte de integrantes de Fuerzas Armada y de Orden en distintas ciudades del país, uno de ellos contra un joven gay por parte de carabineros de la 51 comisaría de Pedro Aguirre Cerda, denunciado por el Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH).

 

El viernes recién pasado, cerca de la medianoche, el INDH aseguró que “un joven universitario denunció que fue detenido, golpeado y abusado sexualmente por funcionarios policiales” de la 51 Comisaría de Pedro Aguirre Cerda y, el mismo afectado, Josué Maureira —un estudiante de cuarto año de medicina de la Universidad Católica— ha relatado lo vivido a través de medios de comunicación y de sus propias redes sociales, asegurando que habría ensañamiento a causa de su orientación sexual.

 

En primer lugar, Fundación Iguales manifesta su apoyo a Josué Maureira, sus familiares y seres queridos y su condena a las violaciones a los Derechos Humanos de manera irrestricta, pues nada justifica la vulneración de estos y tanto las normativas nacionales como internacionales condenan firmemente este tipo de hechos, protegiendo a quienes son víctimas de este tipo de hechos.

 

En segundo lugar, la organización condenó firmemente lo sucedido, exigió al Gobierno y a la justicia investigar a fondo los hechos y a dar con los responsables de lo sucedido, considerando que, además, la orientación sexual de la víctima habría sido un factor destacado por los victimarios.

 

La presidenta ejecutiva de Fundación Iguales, Alessia Injoque, junto con condenar el hecho, aseguró que “a Josué Maureira lo torturaron y le hicieron todo ese daño irreparable solo por existir. Este daño lo inflingen para decirnos que no hay espacio para nosotros en la sociedad. Exigimos que se haga justicia y que hayan medidas de reparación para que se erradique todo el odio”.

 

Así mismo, la organización hace eco del llamado que familiares, amigos y compañeros de universidad están haciendo a una manifestación pacífica fuera de la Fiscalía Metropolitana Sur, ubicada en Gran Avenida 3814, mañana lunes 28 de octubre, desde las 16 horas.