El trámite busca que el Segundo y el Tercer Juzgado Civil de Concepción realice, por primera vez en la ciudad, el cambio de nombre y sexo registral de A.R. e Iñaki Torreba Sánchez, para que sus cédulas de identidad concuerden con su identidad de género, ya que ambos/as son personas trans.

Durante la última semana Iguales, mediante su abogada probono Tammy Pustilnick, presentó las dos primeras solicitudes de rectificaciones de partidas de nacimiento que se han hecho en Concepción. Este trámite es parte de las acciones que la fundación realiza a través de  su Apoyo Legal gratuito.

El miércoles 9 presentó el primero de estos requerimientos fue presentado en el 3° Juzgado Civil de Concepción en favor de A.R una mujer trans que tuvo una infancia y una adolescencia difícil, ya que fue víctima de acoso y discriminación, por lo que recién hace un año vive libremente su identidad de género.

El segundo, se presentó hoy en el 2° Juzgado Civil de Concepción y corresponde a Ikañi Torreba Sánchez, un hombre trans que busca que se reconozca su nombre social y su identidad de género en sus documentos de identidad.

En ambos casos, el procedimiento es de índole no contencioso, es decir, que no existe un “pleito con una contraparte”, sino que es voluntario, y busca que el juez autorice la rectificación de la partica de nacimiento de quienes lo solicitan. Al no existir en Chile una Ley de Identidad de Género esta es la única manera en que las personas trans pueden acceder al cambio de nombre y sexo registral.

Sobre el tiempo de tramitación, Pustilnick explicó que éste se puede extender entre 4 meses y un año dependiendo de cada tribunal y del criterio del o la juez o jueza de turno por lo que llamó a no seguir dilatando la tramitación del proyecto de  ley de identidad de género que actualmente se tramita en el Congreso.

“Si bien la tendencia en Chile es acoger este tipo de peticiones en personas trans, aún es un procedimiento que sigue siendo muy burocrático, lento y en varios casos incluso vulnera la privacidad de los/as solicitantes porque, al quedar al arbitrio del juez, pueden -y muchas veces ocurre- que éste/a pida exámenes físicos y/o psicológicos aun cuando ya se hayan acompañado estos documentos, sin que la ley ni siquiera lo exija. Es por ello la importancia y urgencia que se legisle rápido sobre la Ley de Identidad de Género, pues no hay un criterio único sino que es el juez o la jueza la que decide por las personas trans”, dijo  Pustilnick.